FANDOM


(Tomado del Diario La Prensa del 7 de enero de 2008)

Por: Nelson Antonio Lara, Presidente Ejecutivo, Asociación de Guardavidas de Panamá.

Contrario a la creencia de una gran parte de la población panameña, especialmente a la de quienes administran muchos balnearios, los guardavidas no nos limitamos a rescatar a las personas que se están ahogando. Como el nombre lo indica: "¡Guardamos sus vidas!", es decir, nuestra misión principal consiste en prevenir y minimizar los accidentes y, en el peor de los casos, hacer los rescates oportunos y/o brindar la atención primaria, en caso de emergencia.

El cuidado de las vidas humanas –proveyendo seguridad y tranquilidad– conlleva una gran responsabilidad, porque el ambienteacuático en las playas, ríos y piscinas es de muchos riesgos. Además, los guardavidas exponemos constantemente nuestra propia salud. Nuestros cuerpos soportan durante horas el sol inclemente y luego, cuando procedemos a hacer algún rescate acuático, experimentamos cambios extremos de temperatura. La ropa mojada se nos seca puesta, con las consecuencias que ello representa.

Ahora que se inicia el verano, vemos que muchas personas acuden a las playas, ríos o piscinas, lo malo es que en la mayoría de esos lugares, no se dispone de guardavidas. Por otra parte, en las pocas instalaciones en donde sí hay, la cantidad no es acorde a la instalación; no contamos con los equipos, ni con la vestimenta básica para cumplir el trabajo, y nos asignan tareas que no son propias de la profesión. Peor aún, conocemos el caso de lugares en donde se contrata a pseudos guardavidas; es decir, a personas sin entrenamiento, todo para no pagar el trabajo que valemos.

La Ley No. 19 de 2007, o Ley del Salvamento Acuático, fue aprobada en abril, después de haber sido objetada por el Órgano Ejecutivo, y promulgada en junio. Lamentablemente todavía no ha sido reglamentada, tarea que debía completar el Ministerio de Gobierno y Justicia el pasado 11 de octubre.

Este ministerio –que preside la Junta Técnica de Salvamento Acuático– solicitó a las instituciones miembros los nombres de sus representantes ante ese organismo, pero solo la Asociación de Guardavidas de Panamá los notificó. Pregunto entonces: ¿cómo se espera disponer de suficientes profesionales del salvamento acuático en los diferentes balnearios del país, ahora que se inicia el verano 2008?

Vemos entonces que esa ley es solo "papel mojado". Desde junio y hasta ahora, las autoridades se han desentendido en el tema de la seguridad y, por mucho que las instituciones brinden el servicio voluntario, no se podrá cubrir todos los destinos acuáticos.

La escasez de profesionales se agranda, porque muchos de los guardavidas –que antes acudían al llamado para ejercer como voluntarios– han conseguido otro tipo de trabajo, porque es una realidad que velar por el bien de mucha gente, de forma voluntaria, no pone un plato de comida en sus mesas.

Durante años nos hemos preguntado ¿por qué los municipios o las juntas comunales no destinan un porcentanje de la cuota que le cobran a los organizadores de los paseos, para contratar guardavidas? ¿No se supone que para eso es la famosa ‘tasa de conservación’? ¿Conservación de qué, de las vidas, del ambiente?

¡Esto es solo la punta del iceberg en lo que al salvamento acuático en los balnearios en Panamá se refiere!

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.